El 1 de julio entre en vigor la modificación del IVA en e-commerce

El e-commerce está a la orden del día, cada vez son más las empresas que aprovechan la vía internet para vender sus productos o servicios con mayor alcance y una mayor comodidad, donde pueden aumentar su cuota de mercado de una forma más económica. Esto hace que la regulación en la tributación de este mercado vaya modificando conforme aumenta su actividad, sobre todo cuando entran dos países en juego.

El 28 de abril se aprobó el Real Decreto 7/2021, 27 de abril, de transposición de directivas de la Unión Europea, en concreto:

  • La Directiva 2017/2455 sobre las obligaciones del IVA, tanto para las ventas de bienes a distancia, como para las prestaciones de servicio.
  • Por otro lado, la Directiva 2019/1995 sobre la venta a distancia de viene a ciertas entregas nacionales.

Las Directivas regulan la tributación en cuanto a las compras y ventas online tanto de bienes como de servicios por consumidores comunitarios enviados por empresas de otro Estado miembro o país tercero.

¿Qué puntos se ven afectados?

  • Un nuevo tratamiento para las entregas de bienes importados. Se limita la aplicación en régimen especial en los bienes expedidos o transportas por el proveedor, a partir de otro país en un Estado Miembro que va dirigido al consumidor final, cuyo valor no exceda de 150 euros.
  • Definición del tratamiento para las ventas a distancia intracomunitarias. La gestión tributaria del comercio electrónico en el IVA se sustenta en la ampliación de los regímenes especiales de ventanilla única que pasan a ser el procedimiento específico previsto por la ley para la gestión y recaudación del IVA devengado por estas operaciones a nivel comunitario.
  • Modificación del lugar de realización de las entregas de bienes respecto de las ventas a distancias.
  • Nuevo tratamiento para las entregas de bienes facilitadas a través de una interfaz digital.

Los titulares de la interfaz digital se les considerará que la entrega de bienes importados se ha realizado en la venta a distancia en envíos cuyo valor no exceda de 150 euros, o si es la entrega en el interior de la Comunidad por proveedor no establecido en la misma a consumidores finales.

El devengo se producirá con el pago del cliente, para evitar la doble imposición, la entrega del proveedor a el titular será exenta de IVA.

  • Tanto a las ventas a distancia como en los sevicios TRE hay un límite de 10.000 euros cuando el destinatario es un consumidor final. Además, los regímenes especiales de los servicios TRE se amplía al resto de servicios a particulares que tributen en destino, al igual que en las ventas a distancia de bienes.
  • Nueva modalidad especial para la declaración y pago del impuesto sobre el valor añadido en las importaciones de bienes inferiores a 150 euros.

Para las importaciones de bienes con valor cuyo sea inferior a 150 euros, se establece la posibilidad de aplicar la modalidad especial de declaración, liquidación y pago del IVA ante la Aduana en lo supuestos que no se opte por la utilización del régimen especial de ventanilla única para ventas a distancia de bienes importados.

  • Se suprime la exención en las importaciones de bienes de escaso valor. Además, se ha incluido en el Real Decreto-ley 7/2021, de 27 de abril (en adelante, RDL 7/2021), donde, entre otras cuestiones, se ha incorporado la prórroga hasta el 31 de diciembre de 2021 del IVA a tipo cero para las entregas y adquisiciones intracomunitarias e importaciones de material de protección sanitaria (mascarillas, gel desinfectante y el resto de productos de protección personal) por parte de las Administraciones Públicas, los centros sanitarios públicos o privados o las entidades sociales ante la COVID-19.

Objetivos prioritarios de la reforma del IVA:

  1. Proteger el incremento de la competencia que existe entre los proveedores de la UE y de fuera, teniendo en cuanto que ningún aspecto determine y diferencie la compra de los consumidores.
  2. Facilitar la gestión del IVA y reducir los costes y las pérdidas a la hora de la recaudación.
  3. Evitar el fraude del comercio transfronterizo.
  4. Mayores ingresos tributarios para los países involucrados.

¿A quién afecta?

Esta modificación afecta a todas las empresas, excepto las que podrán tributar en el origen u opcionalmente en la de destino, que serán las que tengan un volumen de operaciones intracomunitarias menor de 10.000 en el umbral armonizado. El resto deberán tributar por el principio de tributación en el destino (lugar de realización de la venta o establecimiento del destino).

Destacar que el RDL 7/2021 está sujeto a desarrollo y a posibles cambios futuros debido al avance del mercado del e-commerce.

Para más información: https://www.boe.es/diario_boe/txt.php?id=BOE-A-2021-6872

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp