La nueva Ley del Teletrabajo

  • Aunque el teletrabajo ya existía, la pandemia por COVID-19 ha hecho que aumente considerablemente.
  • Por ello ha sido necesario elaborar una Ley de Trabajo a Distancia.
Desde E-Consulting Abogados & Gestores os vamos a detallar en que consiste esta nueva Ley y que novedades aporta:

 

  • Se considera teletrabajo cuando el empleado presta sus servicios desde su propio domicilio o desde otro lugar elegido por ellos, ya sea durante toda la jornada o en parte de ella y de forma periódica.
  • El teletrabajo es una opción voluntaria, tanto por parte del empleador como del trabajador. Es necesario firmar un acuerdo dentro del contrato inicial o bien en un anexo que se añade al mismo y debe ser remitido a la oficina de empleo, es decir al SEPE. El trabajador se puede negar a trabajar desde casa y aunque decida hacerlo puede cambiar de opinión con posterioridad. Si la empresa solicita al trabajador llegar a un acuerdo para “teletrabajar”, y el trabajador no lo acepta, tal negativa no puede amparar la extinción de la relación laboral ni la modificación sustancial de las condiciones de trabajo.
  • Existen una serie de trabajos que no se pueden incluir en esta modalidad como serian, por ejemplo: el personal doméstico, la construcción, el sector de la agricultura, el transporte, servicios de comidas, etc…
  • Los trabajadores a distancia tienen los mismos derechos que el resto de la plantilla y han de ser tenidos en cuenta al ejecutar planes de conciliación e igualdad. Los trabajadores que trabajan en remoto tienen que cobrar la misma retribución que sus compañeros, en función de su grupo profesional, nivel, puesto y funciones.
  • La ley establece que la flexibilidad horaria es necesaria y obligatoria, pero las empresas pueden fijar horarios exigiendo tiempos de disponibilidad. En el caso del teletrabajo, el registro de horas trabajadas, el control horario y el fichaje del trabajador siguen rigiendo. Para controlar estos aspectos se puede recurrir a plataformas digitales, por ejemplo, existen Softwares para el control y gestión de la jornada laboral de los trabajadores a distancia de forma fácil y desde el móvil o el ordenador.
  • El trabajador puede flexibilizar el horario de prestación de servicios establecido, respetando tanto los tiempos de disponibilidad obligatoria como la normativa sobre tiempo de trabajo y descanso. La Ley del teletrabajo establece en su artículo 18 el derecho a la desconexión digital, para que el trabajador tenga la garantía de poder disfrutar de su tiempo libre.
  • Los trabajadores a distancia tienen derecho a que las empresas les proporcionen y mantengan adecuadamente todos aquellos equipos y herramientas que necesiten para desarrollar su actividad. Estos medios deben reflejarse en el inventario que se incluye en el acuerdo de trabajo. El coste de estos será sufragado o compensado por la empresa, así como los gastos de energía eléctrica y Wifi.
  • La Ley del Teletrabajo establece que la empresa puede adoptar las medidas de vigilancia y control que considere más oportunas para controlar y verificar que el trabajador cumple sus obligaciones y deberes laborales, incluyendo medios telemáticos, pero tienen que garantizar el derecho a la intimidad y la protección de datos. El empresario no puede exigir instalar programas o aplicaciones en dispositivos de los que el trabajador sea propietario.
  • Dentro del trabajo a distancia debe cumplirse la normativa que haya establecido la empresa en el marco de la legislación sobre protección de datos.
  • La Ley de Trabajo a distancia no se aplica al personal laboral al servicio de las Administraciones Públicas, ya que se está trabajando en una regulación específica para este colectivo.
  • El acuerdo para el trabajo a distancia se debe realizar por escrito, y debe contener los siguientes puntos:

1. Horarios de trabajo y reglas.

2. Porcentaje y distribución de trabajo remoto y presencial.

3. Lugar que escoge el trabajador para trabajar a distancia.

4. Inventario de medios, equipos y herramientas que necesita el trabajador para desempeñar el trabajo a distancia.

5. Gastos que puede tener el trabajador a distancia, y modalidad para su compensación por la empresa.

6. Medios de control de la actividad por parte de la empresa.

7. Duración del acuerdo y plazos de preaviso para volver al trabajo presencial.

8. Instrucciones relativas a protección de datos y seguridad de la información.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp